Concentraciones, batidas y rastreos

Batida por Francisca Cadenas (Hornachos)

03.06.2017 | Cerca de 150 personas participaron en la batida por Francisca Cadenas, mujer desaparecida en Hornachos el pasado 9 de mayo a escasos 40 metros de su casa. El dispositivo, organizado por la Fundación Europea por las personas desaparecidas QSDglobal, tuvo como objetivo localizar algún indicio, vestigio o pista que conduzca al paradero de la mujer, o bien descartar las zonas rastreadas como escenario de la desaparición. Esta acción de campo, realizada en estrecha coordinación con la Comandancia de la Guardia Civil de Badajoz, fue complementaria de las demás líneas de investigación que están en marcha. 

El resultado de dicho operativo, coordinado por José Ángel Sánchez López, Policía Local, Colaborador Profesional de la Fundación y responsable de la Oficina de desaparecidos de El Espinar,  fue el hallazgo de varios indicios tanto en zona rural como urbana.

“Los indicios encontrados, que podrían ser muy relevantes, han sido puestos a disposición de la policía judicial”, señaló Paco Lobatón, presidente de la Fundación.

Más información del dispositivo aquí.

 

Concentración por Ángeles Zurera

La Fundación QSDglobal, algunos familiares de personas desaparecidas, más de 300 vecinos y miembros de asociaciones feministas y  contra Violencia contra las Mujeres de varias localidades del entorno se concentran a las puertas del juzgado de Aguilar de la Frontera para pedir justicia por la desaparición de Ángeles Zurera.

 

Batida para encontrar a Manuela Chavero

La Fundación QSDglobal, algunos familiares de personas desaparecidas y más de 300 vecinos, formaron parte del operativo de búsqueda de Manuela Chavero, desaparecida el 5/07/2016 en Monesterio (Badajoz). Dirigió el operativo el policía local de la localidad segoviana de El Espinar, José Ángel Sánchez, que aplicó su método BGA (Búsqueda en Grandes Áreas).

Concentraciones por Paco Molina

La Fundación QSDglobal acompaña a la familia de Paco Molina, menor desaparecido el 2/07/2015 en Córdoba. 

Foto: Cordópolis